lunes, 21 de diciembre de 2015

¡ Feliz Aguinaldo !

A diferencia de la mayoría de los mexicanos, la alta burocracia del país conformada por funcionarios, legisladores y ministros recibirán durante esta temporada decembrina cuantiosos bonos navideños a costa del erario.

Considerado un derecho de los trabajadores, el aguinaldo es un bono especial que deben recibir empleados de empresas privadas y dependencias públicas.

En la mayoría de los casos, en las compañías se otorgan 15 días de salario como ese bono.

En cambio, en las dependencias públicas, el aguinaldo corresponde a 40 días de salario y, en ocasiones, se otorga una compensación de fin de año que es exponencialmente mayor al aguinaldo. 



Para alguien que gana el salario mínimo –vigente hoy en 70.10 pesos al día- recibirá un aguinaldo de mil 50 pesos.

Esta cantidad es irrisoria comparada con lo que percibirán los miembros de la alta clase política del país pues algunos ya recibieron más de 500 mil pesos.

Datos de la Encuesta Intercensal 2015, realizada por el INEGI, revelan que el 34.4 por ciento de la población ocupada percibe menos de dos salarios mínimos -4 mil 206 pesos al mes-; un 22.5 por ciento gana entre dos y tres salarios mínimos –entre 4 mil 206 y 6 mil 309 pesos mensuales-.

Esto suma el 56.9 por ciento de la población ocupada.

En caso de tener la prestación de aguinaldo, quienes cobran dos salarios mínimos al mes recibirán 2 mil 103 pesos; quienes cobren tres salarios mínimos tendrán 3 mil 154 pesos.

Estas cifras vuelven a los aguinaldos de la alta burocracia del país, un sueño.

Aguinaldos de medio millón

Los aguinaldos más altos de todos los servidores públicos los reciben en el Poder Judicial.

Los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) y los magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) reciben el mayor ingreso de fin de año.

La mayoría recibirán un aguinaldo de 586 mil 449 pesos.

Sin embargo, esta cifra no es la misma para todos.

Quienes ingresaron a sus cargos después del 25 de agosto del 2009 reciben menos percepciones, porque están regidos por la Ley de Salarios Máximos que entró en vigor ese día y en la que se estipula que ningún funcionario puede ganar más que el presidente de la República.

Quienes asumieron sus cargos antes de ese día del 2009, reciben el ingreso que tenían desde entonces; esa disposición se formalizó en el artículo Tercero transitorio de la Ley, por lo que se dice que cobran de acuerdo al 3er transitorio.

Los ministros de la SCJN, José Fernando Franco González; José Ramón Cossío; y Margarita Luna Ramos, se inscriben en el Tercero transitorio, por lo que su aguinaldo es de 586 mil 449 pesos.

En cambio, los ministros Luis María Aguilar; Jorge Mario Pardo Rebolledo; Alfredo Gutiérrez Ortiz Mena; Arturo Zaldívar Lelo de Larrea; Alberto Gelacio Pérez Dayán; y Eduardo Medina Mora, recibieron 379 mil 127 pesos.

En el caso de los magistrados del TEPJF, todos ellos se encuentran inscritos en el principio del Tercero transitorio, por lo que cobraron de 586 mil 449 pesos de aguinaldo.

Se trata de Constancio Daza –actual presidente del Tribunal-; María del Carmen Alanís; Flavio Galván Rivera; Manuel González Oropeza; Salvador Olimpo Nava Gomar, y Pedro Esteban Penagos López.

Los consejeros Martha María del Carmen Hernández Álvarez; Rosa Elena González Tirado; Alfonso Pérez Daza; Felipe Borrego Estrada; J. Guadalupe Tafoya Hernández; Manuel Ernesto Saloma Vera; y Luis María Aguilar -quien también es ministro presidente de la SCJN- recibirán 378 mil 147 pesos de aguinaldo.

En el Poder Legislativo, los aguinaldos más altos no están en los congresistas, sino en quienes llevan las labores administrativas.

Son los secretarios generales del Senado –Roberto Figueroa Martínez- y de la Cámara de Diputados –Mauricio Farah Gebara- quienes recibirán un jugoso aguinaldo.

Figueroa Martínez recibió 563 mil 896 pesos por aguinaldo y compensación de fin de año; mientras que Farah Gebara cobró 400 mil 948 pesos.

En cambio, los 128 senadores recibieron 234 mil 330 pesos cada uno; los diputados federales, apenas 46 mil 834 pesos –porque protestaron su cargo al comenzar la 63 Legislatura, en septiembre pasado-.

Sin embargo, los diputados tuvieron acceso a un bono extra de fin de año por 150 mil pesos.

Multiplicado por los 500 diputados, esto representa una bolsa de 98 millones 417 mil pesos.

El auditor superior de la Federación, Juan Manuel Portal, tuvo un pago de fin de año de 404 mil 371 pesos, entre aguinaldo y compensación.

La Auditoría Superior de la Federación depende de la Cámara de Diputados. 
Súper aguinaldos en órganos autónomos

En los órganos autónomos del Estado también el pago de aguinaldos supera exponencialmente el que reciben la mayoría de los trabajadores en el país y más si se suman pagos extraordinarios.

Los comisionados del Instituto Nacional de Acceso a la Información y Protección de Datos (INAI) también tendrán una feliz navidad, pues cada uno de ellos tuvo un aguinaldo de 399 mil 274 pesos y a ellos se sumó un súper bono extraordinario.

Son Ximena Puente –comisionada presidenta-; y los comisionados Francisco Javier Acuña Lamas; Areli Cano Guadiana; Óscar Mauricio Guerra Ford; María Patricia Kurczyn Villalobos; Rosendoevgeni Monterrey Chepov; y Joel Salas Suárez por cuyos aguinaldos el INAI invirtió 2 millones 794 mil 918 pesos.

A su aguinaldo de casi 400 mil pesos se suma el bono que se autoasignaron por más de 212 mil 137 pesos por concepto de “alto riesgo”.

Los siete comisionados consideraron que tanto ellos como la primera línea de funcionarios del INAI corren riesgos por manejar información reservada, por lo que coincidieron en que el Estado debía retribuir de alguna manera ese riesgo.

Por ello, los recursos que recibieron cada uno de los comisionados del INAI a fin de año fueron de 611 mil 411 pesos.

Los 11 consejeros del Instituto Nacional Electoral (INE) recibieron un aguinaldo de 454 mil 627 pesos.



http://goo.gl/5F94dv





Reporte Indigo

No hay comentarios:

Publicar un comentario